Saltar al contenido
TeInfusion.net

Infusión de orégano y miel

infusion de oregano y miel

La infusión de orégano y miel es una de las bebidas naturales más aromáticas que existen debido al olor que desprende el orégano. Además, también cuenta con un sabor muy agradable por la mezcla de esta especia con la miel, que endulza mucho la infusión. Aunque se consume porque ofrece un gusto al paladar exquisito, la infusión de orégano y miel también cuenta con múltiples propiedades medicinales que ayudan a mejorar un gran número de afecciones y molestias.

El orégano es una de las especias más utilizadas en cocina y remedios caseros, principalmente en Italia, mientras que la miel es el ingrediente por excelencia para endulzar comidas y mejorar enfermedades, sobre todo de garganta. En su conjunto ofrecen múltiples beneficios para la salud y su consumo se ha vuelto muy popular, mayoritariamente en la zona Mediterránea europea.

¿Cómo preparar una infusión de orégano y miel?

Ingredientes:

Pasos:

  1. Colocamos en una taza las hojas de orégano y las reservamos.
  2. Echamos en un cazo el agua y lo ponemos en el fuego hasta que hierva.
  3. Vertemos el agua hervida en la taza con las hojas de orégano y removemos durante unos minutos (2-3).
  4. Tapamos el recipiente y dejamos reposar el preparado 10 minutos.
  5. Colamos la mezcla y añadimos la miel para servir en una taza.

Esta infusión siempre se debe tomar caliente, pero no hirviendo. Para mantener todas sus propiedades, lo conveniente es utilizar hojas de orégano fresco. En el caso de no tenerlas es posible cambiarlas por hojas de orégano seco, pero entonces se echará solo una cucharada para preparar la infusión de orégano y miel.

Propiedades de la infusión de orégano y miel

  • Estomacal.
  • Diurética.
  • Antibacteriana.
  • Antioxidante.
  • Tónica.
  • Antiséptica.
  • Antiinflamatoria.
  • Relajante.
  • Antifúngica.
  • Sudorífica.
  • Expectorante.

orégano y miel

¿Para qué sirve la infusión de orégano y miel?

  • Calma los efectos de la tos y alivia los síntomas de enfermedades como el asma.
  • Disminuye la flema ayudando a combatir afecciones respiratorias.
  • Alivia los dolores dentales, sobre todo para las piezas que tienen caries.
  • Mejora los procesos de digestión, haciéndolos mucho menos pesados.
  • Es beneficiosa para aplacar las molestias de las quemaduras en la piel.
  • Ayuda a conciliar el sueño debido a su efecto relajante.
  • Elimina los hongos de la piel, principalmente los situados en los pies.
  • Aumenta las defensas, siendo un buen aliado para el sistema inmunológico.
  • Ayuda a acabar con el acné, ya que cuenta con componentes con un alto contenido antioxidante.
  • Alivia notablemente los dolores menstruales y desinflama esta zona abdominal.
  • Mejora el apetito.
  • Contribuye a la expulsión de gases y a eliminar las flatulencias.

Contraindicaciones de la infusión de orégano y miel

  • Evita la absorción de hierro debido a su alto contenido en fitatos, por lo que no es recomendable para personas que sufren anemia.
  • Puede provocar abortos si se consume en exceso por contener sustancias peligrosas para las embarazadas como su aceite esencial.
  • Aumenta los niveles de azúcar en sangre (por la miel), por tanto no deben tomarlo quienez padezcan diabetes.
  • Ocasiona alteraciones nerviosas como la agitación cardíaca o la hipertesia si se toma más dosis de la debida.
Infusión de orégano y miel
4.4 (88%) 5 votes